Productores de Anta, Cusco y Urubamba implementan medidas para protegerse de plaguicidas

321

El Servicio Nacional de Sanidad Agraria – Senasa, en coordinación con Programa Subsectorial de Irrigaciones – PSI y la empresa Campo Limpio, desarrollan en Cusco jornadas de capacitación a fin de promover el uso responsable de plaguicidas químicos de uso agrícola y proteger la salud de los productores.

Mediante la demostración en campos de cultivo, el Senasa pone especial énfasis en la implementación de medidas para evitar la intoxicación de las personas debido al uso de plaguicidas, alcanzando en este 2018 a más de 233 productores de las provincias de Anta, Cusco y Urubamba.

Recomendaciones

Para evitar riegos a la salud, los productores deben utilizar un equipo de protección personal durante la aplicación de plaguicidas, incluyendo lentes o protector facial, gorro y/o protector, ropa (permeable /impermeable), respirador de cartucho desechable, guantes largos, botas largas, camisa de manga larga, pantalón y delantal o chaqueta.

Tampoco deben ingresar personas y animales al área de cultivo, mucho menos dejar que los niños manipulen o apliquen plaguicidas, ni se debe aplicar plaguicidas en días con viento fuerte o cuando se esperan lluvias, ni en horas de mucho calor, puesto que es peligroso.

De igual forma, es importante almacenar los alimentos en diferentes áreas y alejados de los plaguicidas, preparar la mezcla del producto tal como se menciona en la etiqueta o envase, y de ninguna manera se debe utilizar utensilios del hogar para medir, pesar y/o mezclar plaguicidas.

Acabado el producto químico, se debe realizar el triple lavado al envase (con agua) y reciclarlo correctamente.

Luego de la aplicación es obligatorio bañarse y ponerse ropa limpia, lavar la ropa y los elementos de protección que se utilizaron para la aplicación por separado, con agua y jabón.