Senasa previene brotes de rabia con atención a 44,201 animales en Apurímac

• Campaña de vacunación se encuentra en la recta final, ya que la meta anual es de 53 900 animales.

330

Un total de 44,201 animales de producción fueron vacunados durante el 2018 por el Servicio Nacional de Sanidad Agraria – Senasa en la región Apurímac, con la finalidad de prevenir brotes de rabia en los herbívoros, beneficiando a 6,281 productores pecuarios.

A raíz de las coordinaciones permanentes con autoridades locales, presidentes de comunidades, funcionarios de salud y productores organizados, la vacunación alcanzó a bovinos (37,693), porcinos (3,300), equinos (2,500), caprinos (358) y ovinos (350), priorizando la atención en zonas endémicas y en riesgo de aparición de la enfermedad.

Debido a que esta enfermedad genera importantes pérdidas directas e indirectas en la actividad pecuaria local, los especialistas y técnicos del Senasa avanzan con la campaña para lograr una mayor cobertura en las comunidades más alejadas y así mantener bajo control la enfermedad, ya que la vacuna es la única medida que protege a los animales.

Para este año, el Senasa tiene como meta la atención de 53,900 animales en Apurímac, por lo que en el último trimestre del 2018 se intensificarán las jornadas de vacunación con miras a reducir la incidencia de la enfermedad.

Más de mil quinientos capacitados 

De enero a la fecha, el Senasa dictó 118 charlas en las que participaron 1,571 productores pecuarios de Apurímac, con el propósito de brindar conocimientos técnicos y las herramientas necesarias que permiten el desarrollo de sus capacidades para prevenir la rabia.

Las charlas se enfocan en conocer la sintomatología, riesgos y efectos de la rabia, así como implementar acciones conjuntas de prevención, entre las que destacan la notificación oportuna de sospecha de la enfermedad y la vacunación regular al ganado.