Senasa refuerza vigilancia fitosanitaria en cultivos de importancia económica del Valle del Mantaro

1531

Las acciones buscan contrarrestar efectos ocasionados por incremento de lluvias en las provincias de Huancayo, Concepción, Jauja y Chupaca

Con el fin de conservar y asegurar la condición fitosanitaria de la producción agrícola en la región Junín, el Servicio Nacional de Sanidad Agraria  – Senasa mantiene constante vigilancia en cultivos de importancia económica presentes en el Valle del Mantaro, los mismos que se han visto afectados por el incremento de las precipitaciones pluviales.

junin

Para el desarrollo de esta actividad los servidores del campo del Senasa Junín, evalúan el ecosistema agrícola de los principales cultivos que se producen en esta región, de donde seleccionan muestras de la planta con sintomatología o presencia sospechosa de alguna plaga agrícola como hongos, bacterias, virus, nematodos, insectos y ácaros, entre otros.

En las inspecciones a los predios piloto del cultivo de quinua en la localidad de Sicaya se identificó plagas como: Pernospora farinosa, para lo cual se recomendó a los productores orgánicos la aplicación de Trichoderma harzianum y el uso de fungicidas a base de Mancozeb o Metalaxyl a productores convencionales.

También se detectó la presencia de pudrición radicular (chupadera fungosa) causado por fito patógenos (Rhizoctonia solani, Fusarium Oxysporum y Phytophthora sp.) en cultivos de maíz, quinua y hortalizas para lo cual se recomendaron el uso de Trichoderma viride.

Los especialistas además diagnosticaron pudrición blanda ocasionada por la presencia de  Pectobacterium carotovorum en la raíz del cultivo de maíz, producido por el exceso de humedad y el estancamiento de agua en campos agrícolas.

Para estos casos el Senasa  recomienda un manejo integrado basado en un buen drenaje del campo con un riego adecuado, así como aplicaciones de sulfato de cobre pentahidratado, evitar daños a nivel del cuello y raíces de las plantas por el uso de herramientas, resaltando la importancia de eliminar los restos de campañas agrícolas anteriores y plantas con síntomas avanzados.

Las muestras colectadas durante las inspecciones son enviadas a la Unidad del Centro de Diagnóstico de Sanidad Vegetal (UCDSV) para identificar a los organismos destructores de cultivos, lo cual permite agilizar las acciones de control de la plaga.

Asimismo, se mantiene la vigilancia preventiva de plagas no presentes y presentes con la atención de denuncias de ocurrencia de plagas realizadas por los productores.

Estas actividades se refuerzan con capacitaciones sobre el manejo integrado de plagas en los cultivos de papa y quinua, las mismas que se desarrollaron en los distritos de Cajas y Jauja en el Valle del Mantaro.