SENASA: Apurímac no registra brotes de Peste porcina en los últimos años

153

El Servicio Nacional de Sanidad Agraria – SENASA informó que, durante los dos últimos años la región Apurímac no registró brotes de Peste porcina clásica, garantizando la sanidad del ganado porcino que se produce en esta región.

A fin de seguir resguardando la porcicultura local, el SENASA viene recomendando a los criadores de cerdos a cumplir con la vacunación de sus animales, participando activamente de las campañas de vacunación y capacitaciones.

Como principal estrategia de acción para prevenir esta enfermedad en el ganado porcino, el SENASA vacunó a 66 122 animales durante el primer semestre del año. Las jornadas de vacunación se han desplegado en las siete provincias de la región.

La campaña de vacunación contra la Peste Porcina se extenderá hasta diciembre, y tiene proyectado inmunizar a  128 908 animales.

Dentro de las estrategias para controlar y erradicar esta enfermedad en el país, el SENASA también desarrolla jornadas de capacitación; que a la fecha, han logrado informar a 877 personas, en su mayoría mujeres dedicadas a la crianza familiar.

Es importante conocer, que para trasladar a los cerdos a otras regiones para su comercialización es necesario contar con el Certificado Sanitario de Tránsito Interno, documento que el SENASA otorga a los productores; siempre y cuando sus animales hayan cumplido con las vacunaciones.

La enfermedad

La Peste Porcina Clásica es una enfermedad viral, altamente contagiosa que posee alta morbilidad, mortalidad; y además, es de notificación obligatoria. Puede generar la muerte de toda la población de porcinos en una granja.

Esta enfermedad afecta al ganado porcino de todas las edades y es considerada de gran importancia económica porque restringe el comercio internacional y causa grandes pérdidas a los criadores de cerdos.

Datos a tener en cuenta:

  • Cuando un cerdo da positivo a Peste Porcina Clásica, se sacrifica junto a los cerdos que tuvieron contacto con él, luego se proceden a enterrar en la misma granja.
  • La vacunación se realiza cada 6 meses y es la forma más efectiva de prevenir la PPC, en granjas, crianza de traspatio o crianza familiar.
  • Los síntomas más comunes de un cerdo con PPC son: fiebre, manchas rojas en la piel, conjuntivitis, vómito o diarrea.
  • De identificar algunos síntomas en el ganado porcino, reportar inmediatamente al SENASA.